¡LA MAMÁ LO QUEMÓ CON UN CUCHILLO CALIENTE!

Guayas.- El dolor de las quemaduras en piernas y manos, llevó a un niño de 11 años a huir de su casa e ir en busca de elementos de la Policía Nacional de la Unidad de Policía Comunitaria (UPC) de Samanes, en el norte de Guayaquil. Mostrando sus heridas, “Francisco” (nombre protegido) denunció que su madre lo quemó con un cuchillo caliente.

Detalló que su progenitora habría calentado un cuchillo y luego se lo puso en piernas y manos, causándole las quemaduras, que le ardían. Pero no solo la mamá del niño participó en el hecho. El novio de la mujer también fue señalado por el niño, quien cuenta que el hombre supuestamente lo sostuvo para que su progenitora le hiciera las heridas. Por ello, ambos fueron llevados ante las autoridades judiciales.

Deja un comentario